Seguinos por mail / Follow by Email

domingo, 13 de diciembre de 2015

Calamares rellenos de quínoa


Esta es una buena idea para aprovechar al 100% los calamares enteros. Un plato delicioso, nutritivo y totalmente natural.

Para 4 porciones necesitamos: 1 y medio kilo de calamares enteros + 1 taza de quínoa + 1 cebollas + 1 zanahoria + 1 kilo de tomates perita + condimentos a elección.

Recomendamos este enlace para aprender a limpiar correctamente el calamar entero.

Primero vamos a hacer la salsa, que simplemente consiste en licuar los tomates peritas y condimentarlos a gusto (pimentón, pimienta, sal marina y laurel es lo que utilizamos en este caso). Los llevamos a fuego medio y ponemos al mínimo y tapamos apenas hierva.


Aproximadamente en 1 hora la salsa estará reducida y lista.


Mientras la salsa se cocina procedemos a preparar el relleno, salteando la cebolla y la zanahoria con un poquito de aceite de oliva. Apenas se dore levemente agregamos sólo las aletas y los tentáculos del calamar, picados.


Elegimos quitar toda la piel violeta, pero pueden dejarla. Cocinamos unos 20 minutos y añadimos la quínoa (previamente bien lavada). Seguimos cocinando hasta que esté tierna y se abra por completo. El relleno quedará de esta manera.


Aparte preparamos los tubos del calamar. Les quitamos todo las vísceras y la piel. Lavamos y rellenamos con la preparación anterior. Para mantener el tubo cerrado usamos un palillo.


Ahora podemos introducir los tubos rellenos en la salsa y cocinarlos tapados y a fuego medio por aproximadamente 20 minutos.


El secreto para lograr un calamar tierno es cocinarlo el tiempo justo y necesario (o caso contrario, si te pasaste del tiempo y quedaron duros, cocinarlos mucho tiempo más... se reducirán en tamaño pero volverán a estar tiernos).

¡Buen apetito!

No hay comentarios.:

Publicar un comentario